No es un secreto que un pequeño error o descuido en el manejo de nuestras deudas puede conllevar a una grave consecuencia en nuestra economía personal. Por ello, es importante que encontremos opciones que nos ayuden a minimizar estos riesgos, y una de ellas es la compra de deuda.

Seguramente has oído hablar al respecto, pero ¿qué tan informado estás sobre esta modalidad de financiamiento? ¿Qué es realmente la compra de deuda y qué tan factible a corto, mediano o largo plazo es para mis finanzas? Si opto por ella, ¿realmente voy a pagar menos cada mes?

Hoy te explicaremos cuáles son los beneficios que te ofrece la compra de deuda y cómo puedes sacarle el máximo provecho. Porque cuando estamos bien informados, elegimos mejor.

¿Qué es una compra de deuda?

La compra de deuda es una alternativa que te ofrecen los bancos para unificar las deudas que ya tienes o trasladarlas para reducir los intereses que pagas. 

Verás, la entidad financiera que comprará tu deuda tiene convenios previos con otras entidades financieras del mercado, y hace un trato con ellas para “llevarse” tus deudas a su entidad. En otras palabras, si tenías una deuda en el banco “A”, esta deuda pasa al banco “B” y será a este último a quien le pagues mensualmente por ella.

Además, la compra de deuda se puede realizar en soles o en dólares, así que no te preocupes si tus préstamos no fueron realizados en la moneda local.

¿Cuáles son los beneficios de solicitar una compra de deuda?

Uno de los principales beneficios de la compra de deuda es la reducción notable en las tasas de interés que pagarás como cliente, esto debido a que las deudas que puedas tener con todas tus tarjetas de crédito/préstamos se unificarán o porque la nueva entidad bancaria puede ofrecerte mejores tasas de interés.

Solicitar una compra de deuda también es un nuevo comienzo para ti como cliente, permitiéndote organizarte de una mejor manera a la hora de pagar tu mensualidad. Y en caso tengas varias deudas y éstas sean unificadas, tendrás una sola fecha de pago para todas ellas.

Por otro lado, cuando un banco compra tu deuda puedes aprovechar en pactar un nuevo tiempo de financiamiento, reduciendo o aumentando tus cuotas según te convengan. ¡Incluso puedes hacer cancelaciones anticipadas para que la deuda se reduzca significativamente! 

Actualmente existen herramientas digitales y aplicaciones que te permiten establecer metas de ahorro a tu medida y monitorear tu progreso en el tiempo. Una de ellas es Mis Metas”, funcionalidad de BBVA Manager que te permite establecer un objetivo de ahorro que puedas llevar a cabo.  Para ello sólo debes:

  • Decidir el monto que quieres ahorrar
  • Determinar en cuánto tiempo quieres alcanzar tu meta
  • Y elegir cada cuánto tiempo quieres realizar un aporte automático para este objetivo. 

Para empezar, simplemente debes contar con una cuenta de ahorros en la que quieras empezar a ahorrar para tus metas establecidas. ¡No hay límite de metas! Si, por ejemplo, quieres hacer un viaje internacional con tu familia, puede fijar tu meta de ahorro y calcular cuánto dinero necesitas. Si consideras que el monto es muy elevado, puedes fijar otra meta a un destino nacional. 

Solicita tu préstamo Online

Recomendaciones al adquirir una compra de deuda

Si bien la compra de deuda es una gran opción financiera, es importante que te informes bien antes de hacer uso de este recurso. Te recomendamos que tomes en cuenta los siguientes consejos mientras inicias tu traslado:

 

Sé un buen pagador

Es muy importante que seas un cliente responsable, que cumpla con sus obligaciones de pago y no tenga problemas de morosidad o de tarjetas sobregiradas para que un banco pueda comprar tu deuda. No debes olvidar que tus costumbres financieras dicen mucho de ti y que, si eres un cliente cumplido, podrás acceder siempre a mejores oportunidades o incluso a aprobaciones más rápidas.

Revisa bien tus contratos

Es muy importante que revises nuevamente los contratos de las deudas que tienes con las entidades bancarias. Con ello, verificarás que estás cumpliendo cada punto o que la compra de deuda no te va a generar ningún inconveniente o penalización. Además, esto agilizará aún más la aprobación de la compra de tu deuda en el nuevo banco.

Realiza el seguimiento de la compra de tu/s deuda/s

Es importante que realices el seguimiento de todo el proceso de la compra de deuda, tanto en la nueva entidad bancaria como en la o las entidades en las que tenías compromiso de pago. Así podrás verificar que el proceso se completó con éxito y no quedaste con ningún vínculo de pago en tu anterior banco.

Evalúa tu capacidad de pago

No esperes a que tu compra de deuda sea aprobada para llegar a este punto. Una de las primeras cosas que debes hacer es cerciorarte de que posees la capacidad de pago adecuada para poder cumplir con los pagos que tendrás que hacer ahora mensualmente. Esto quiere decir que debes validar que la cuota de tu deuda unificada sea menor al monto sumado de todas tus cuotas en los otros bancos. Es decir, que la tasa ofrecida por el banco, que compró tu deuda, se adapte a tu conveniencia.

En conclusión, la compra de deuda es un gran paso para lograr la estabilidad económica deseada a corto plazo, si mantienes un orden claro y un cronograma ordenado de tu deuda. Aquí la palabra clave es “organización”. Si programas bien tus gastos y cumples puntualmente con tus responsabilidades financieras, no tendrás problema alguno.

Recuerda también que la Asociación de Bancos del Perú (ASBANC) puede absolver tus dudas al respecto. Visita su página web https://www.asbanc.com.pe/ para más información.

Prospera con créditos y préstamos: claves infalibles para el éxito.

Desembolsa tu préstamos en 2 minutos

Solicita un préstamo personal online rápido y sencillo.

 

Solicita un préstamo personal online rápido y sencillo.